Ministerio de Ambiente conmemora el Día de la Monja Blanca y de la Marimba

Fecha de publicación: 16 / feb. / 2021

Las autoridades del Ministerio de Ambiente y Recursos Naturales (MARN) conmemoraron hoy el día de la Monja Blanca, la flor nacional de Guatemala, y de la Marimba, el instrumento nacional. Ambos son símbolos patrios que representan la identidad y orgullo de los guatemaltecos.

La actividad fue presidida por el ministro Mario Rojas Espino y la directora de Formación y Participación Social del MARN, Ingrid Antón, con la presencia del galardonado con la Medalla Presidencial del Medio Ambiente 2020, Fredy Archila, quien dirige la Estación Experimental de Orquídeas. En el evento también  participaron viceministros, directores, coordinadores y colaboradores de la cartera.

 

 

“La riqueza natural del país es invaluable, somos afortunados de ser guatemaltecos y llevar en el corazón nuestros símbolos patrios”, expresó el ministro Rojas Espino, quien recordó que, a pocos meses de celebrar el bicentenario, “es significativo que promovamos y heredemos el amor por nuestro patrimonio”.

El titular de la cartera de Ambiente enfatizó que es necesario valorar los recursos naturales, no contaminar, reforestar y emprender acciones que impulsen un cambio en la cultura ambiental.

 

 

Especie en reproducción

Fredy Archila contó que en 1990 fundó la Estación Experimental de Orquídeas, desde ese espacio, promueve la investigación, educación ambiental y reproducción de especies amenazadas.

En 2017, Archila introdujo 400  monjas blancas a los bosques de Guatemala, y en 2018, insertó 300 más. En la actualidad, la estación cuenta 1 mil 500 plantas de esa especie en crecimiento, que en un futuro cercano serán llevadas a su hábitat natural.

“Debemos fomentar la biodiversidad y conservación de las especies como la Monja Blanca. El árbol de hormigo, del que se fabrica la Marimba, es una especie amenazada, ambos son símbolos de identidad, patria y unidad”, dijo Antón.

Durante la actividad, el ministro Rojas Espino desveló una placa conmemorativa en un árbol de hormigo, que está sembrado en el Ministerio de Ambiente, como símbolo de la importancia de conservar las especies.

La actividad fue amenizada por la marimba Melodías Canaleñas, además de la exposición de orquídeas y el proceso de reproducción de las mismas, entre ellas la Monja Blanca.

 

 

Más noticias: